Original Nintendo Gameboy

La estigmatización de los videojuegos en la sociedad actual

Boat

 

Gunter Soto 

@gscmadrid

 

El otro día, hablando con mi mujer sobre el reciente lanzamiento del Resident Evil 7, comentó una amiga: “ah, ¿han sacado un videojuego de la película?”. Esto, junto a su cara de “¿por qué habláis sobre consolas?” me llevó a hacer una pequeña reflexión sobre la situación actual de los videojuegos en España y todo lo que pueden enseñarnos.

Y es que, pese a que la situación ha mejorado, siguen sin estar aceptados socialmente de forma mayoritaria. El juego se considera una actividad infantil y es visto como una forma de perder el tiempo. Conozco varias parejas en las que ella puede poner en la TV sálvame durante dos horas, pero si él utiliza ese mismo tiempo para encender la consola, bronca. Independientemente de que el software utilizado sea educativo, agresivo, etc. Solo por el mero hecho de encender el cacharro.

Fui más consciente de esta situación tras una estancia de dos semanas en Japón, en cuya sociedad está mucho más normalizado su uso. Es muy fácil ver jugar a gente de cierta edad en el metro. Tampoco es la panacea ya que tienen el trabajo como pilar moral, pero se nota un anclaje más profundo en su cultura.

En España no es una situación normalizada ver a alguien post-adolescente con una consola en el transporte público. Mucha gente no te mira con buena caras cuando sacas un tema relacionado con este sector. Incluso se sigue oyendo un “¿todavía juegas?”, como si la edad tuviese algo que ver. Incluso los telediarios siguen estigmatizando su uso: “el presunto asesino jugaba a GTA”. Ni una cita a las películas violentas que habrá visto, por citar un ejemplo.

Todo esto no tendría relevancia sin datos estadísticos del grueso gamer, que se sitúa entre los 20 y 35 años. De hecho, una pequeña encuesta realizada en El Otro Lado sobre la edad de los futuros compradores de Nintendo Switch, la nueva consola de nintendo, confirma estos resultados. Entonces, ¿por qué todo el mundo ve el elefante rosa pero nadie habla de él?

 

Captura de pantalla 2017-02-23 a las 14.15.46

 

Los beneficios del juego

Salimos de la universidad pensando que el trabajo en equipo es repartirse la tareas de un trabajo, juntarlas el último día y entregarlo al profesor de turno. Y es que, desde que somos pequeños, la mayoría de los juegos a los que jugamos son competitivos. El pilla pilla, el escondite, la gallinita ciega, etc. RPG´s como World of Warcraft favorecen el desarrollo de las habilidades cooperativas, ya que es muy difícil enfrentarse a un vasto mundo uno solo a largo plazo.

Por tanto, no hace falta ser psicólogo para conocer los beneficios terapéuticos de los videojuegos. Desde la habilidades espaciales que aprende un niño guiándose con el mapa de un Zelda, los reflejos y psicomotricidad fina que se gana con un simple Tetris nivel 9, la tolerancia a la frustración que obtenemos tras varios conchazos azules en la última vuelta del Mario Kart, o  la ampliación del léxico que obtiene mi suegro en Apalabrados. Hay para todos los gustos, y la clasificación por edades no está de adorno. Además, las historias complejas nos permiten enfrentarnos al mundo de forma diferente, o incluso desde una perspectiva moral que no se puede replicar en la vida real. Es imposible no desarrollar la inteligencia emocional cuando empatizas con ciertos personajes y debes tomar decisiones.

La NBA comienza este año su campeonato paralelo de esports con el mismo calendario y compromisos que la liga tradicional, con jugadores que deben estar muy bien preparados psicológicamente. La formula-e ya lo tiene en marcha. Movistar ha sacado un canal de esports otorgándole la misma importancia que a los otros deportes.

Los videojuegos cada vez están más integrados en la sociedad y el cerco a las personas que lo ven como una pérdida de tiempo se va estrechando. Mueven más dinero que la industra del cine y la música. ¿Conseguirá equipararse en naturalidad a estos dos sectores? ¿Dejarán de estar estigmatizados? ¿Podremos hablar de la última obra de Kojima como de Scorsese?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *